Con mucha emoción presento esta obra de mi maestro y mentor, Rabí Mijael Perets, shlita, donde ofrecemos una recopilación de varios de sus escritos. Para ello hemos escogido cuidadosamente diversos pasajes de sus muchos libros para presentar al público de habla hispana sus comentarios y reflexiones sobre varios temas. Además, hemos incluido numerosos artículos originales en español, que no han sido publicados en otros libros. Por ejemplo, prácticamente todas las explicaciones del Pirké Abot son aportaciones novedosas en esta lengua, ya que me fueron transmitidas directamente por el propio autor, y por lo tanto, son únicas de esta obra.

 

El contenido de estos libros ha sido enriquecido grandemente por el mérito que he tenido de trabajar en contacto directo y constante con el autor. Sin embargo, es probable que se encuentren algunos errores, por ello, ofrezco disculpas sinceras. Asimismo, a pesar de que se han tocado varias halajot a lo largo de toda la obra y se ha realizado un esfuerzo grande para mantener la exactitud en la halajá, es factible que se halle alguna inexactitud. Por lo tanto, el lector debe dirigirse con una autoridad experta en caso de tener alguna duda con respecto a algún tema de halajá.

 

En estos libros disfrutaremos de la amplia sabiduría del reconocido autor, a través de cada parashá semanal, así como cada haftará, incluyendo también la haftará de cada ocasión especial. Presentamos un estudio de Pirké Abot, halajot y musar de lashón hará, así como musar relacionado con las fiestas, Hagadá de Pésaj, temas de musar de las diferentes etapas de la vida del yehudí, y musar en general. También se incluyen las alabanzas de Rabí Obadiá Yosef, de bendita memoria. Finalmente, se analizan las halajot de los siguientes temas: Intereses; velas de shabbat, kiddush y habdalá; intención, así como preguntas de halajá de diferentes temas.

 

He utilizado corchetes (“[]”) para diferenciar mis palabras de los versículos o de las palabras del autor, con el objetivo además de elaborar y aclarar sobre aquello que no queda evidente en su totalidad, ya que al traducir al español es necesario a veces agregar más palabras para transmitir las ideas de manera comprensible.

 

En algunas ocasiones he empleado el término “hombre” no como una referencia al individuo masculino, sino como sinónimo de “persona”. Obviamente se exceptúa cuando del contexto se entiende como una alusión al individuo masculino.

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now